CÓMO POTENCIAR LAS VENTAS A TRAVÉS DE INTERNET

La venta a través de Internet Aunque no todas las empresas pueden trasladar de forma completa su Proceso Comercial a través de Internet , hay que identificar cuáles de los diferentes pasos del Proceso Comercial que sigue nuestra organización, sí que se puede trasladar al entorno online. En cualquier caso, aunque no todo el Proceso Comercial se haga a través de Internet, una empresa que sólo traslade un paso del Proceso o algunos pocos de ellos, consideraremos que sí que se está beneficiando comercialmente de las ventajas que le aporta Internet, por el posible negocio que se puede generar a través de este canal. Por ejemplo, una empresa de servicios que no puede trasladar todo su Proceso Comercial a la Red (digamos que porque para la contratación del servicio necesita que acuda a una oficina para firmar un documento), el hecho de trasladar a Internet el paso presentar oferta de servicios (ya sea a través de webs, microsites, correos electrónicos, blogs, redes sociales, etc.), está consiguiendo que se conozcan mejor sus actividades y de esta forma está aprovechando Internet dentro de su estrategia comercial.

Incluso puede que, siguiendo con el ejemplo, facilite la consecución de otros pasos de su actividad comercial, como puede ser el de conseguir prospectos (contactos potenciales o leads) para ser gestionados dentro de su actividad comercial. Tanto aquellas empresas que sí que pueden trasladar de forma completa su Proceso de ventas a través de Internet, como las que sólo quieren o pueden trasladar parte de este, deben tener en cuenta una serie de consideraciones al plantearse vender a través de Internet o al replantearse su estrategia de negocio a través de este canal. Para decidir hasta dónde podemos llevar nuestro Proceso Comercial al entorno online deberíamos tener en cuenta los siguientes factores: • En qué medida aportamos ventajas a nuestros clientes. • Cómo podemos dar valor diferencial frente a nuestros competidores. • Cuánto podemos ahorrar en costes al automatizar determinados pasos. • Qué tipo de productos vendemos. Ventajas para nuestros clientes Para tener éxito con nuestra actividad comercial a través de Internet, lo primero que hay que pensar es en términos de cliente: qué ventajas le aportamos por el hecho de trasladar pasos de nuestro Proceso Comercial a Internet. Estas son algunas ventajas que podrían tener nuestros clientes: • Evitar desplazamientos: el no tener que desplazarse es una ventaja que puede dar lugar a que nuestros clientes quieran que les ofrezcamos nuestros productos o servicios a través de Internet, como es el caso de las entidades financieras que permiten la contratación de, por ejemplo, depósitos a través de Internet. De esta forma evitamos que tengan que ir a una sucursal. • Permitir la compra a distancia: Internet también permite a nuestros clientes contratar nuestros productos/servicios aunque se encuentren a una distancia considerable, cómo cuando reservan una habitación en un hotel desde otro país. De esta forma también además aumentamos el potencial de mercado al presentar nuestra oferta a particulares o empresas de otras zonas antes impensables para nosotros. • Dar solución a la falta de tiempo: el hecho de poder contar con tiendas que están abiertas las 24 horas del día, los 7 días de la semana, permite a clientes sin tiempo a que, por ejemplo, puedan hacer la compra del supermercado o de ropa en nuestra tienda online en cualquier momento, aunque en nuestras tiendas estemos cerrados. De esta forma conseguimos clientes que a lo mejor por el horario comercial que tenemos, no conseguiríamos. • Negocios muy especializados: como por ejemplo la venta de libros de un tema muy concreto, un producto industrial difícil de conseguir, o por ejemplo alimentos específicos de una localidad concreta. Es una forma de conseguir que determinados clientes puedan acceder a productos muy concretos, fuera de nuestra zona de influencia natural. Aunque ninguna de estas ventajas es exclusiva de Internet (recordemos también que existe la venta por catálogo desde hace mucho tiempo, al igual que la venta por teléfono), el hecho es que cada vez Internet está más interiorizado por parte de particulares y empresas para la compra de determinados productos/servicios y que su influencia es muy alta para otros, nos tiene que invitar a reflexionar sobre la cada vez mayor importancia de este canal. Vigilar los pasos de la competencia El hecho de que haya un competidor nuestro que sí que esté haciendo actividad comercial de un determinado producto/servicio a través de Internet, ya sea porque a trasladado todo el Proceso Comercial o sólo algunos pasos, nos está abriendo las puertas a que nosotros también lo podamos hacer. Para ello hay que hacer un seguimiento de nuestros competidores online, que pueden ser diferentes a nuestros competidores tradicionales, así como de las empresas referencias de nuestro sector, aunque estén en otros países. Hay que conocer qué partes del Proceso Comercial están trasladando a Internet y plantearnos en qué medida nosotros podemos hacer nosotros algo para emular lo positivo y evitar las que consideremos negativas. Sea cual sea nuestra decisión todo lo que hagamos debe estar en sintonía con nuestra estrategia de negocio y basarse en nuestras propias capacidades. Ahorros de costes en el Proceso Comercial Otro aspecto que debemos considerar al decidir hasta dónde podemos trasladar nuestra actividad comercial a Internet, es el ahorro de costes que nos puede suponer. En la medida en que parte de nuestro Proceso Comercial se pueda automatizar, podemos reducir costes sin necesidad de reducir valor para nuestros clientes. De hecho, muchas tiendas online están entre las mejor valoradas como empresas que dan un servicio superior a sus clientes. Tener en cuenta nuestros productos Hay productos que por su propia naturaleza se venden bien por Internet, bien porque ya nos estamos acostumbrando a comprarlos a través de este medio, porque la información que obtenemos en Internet facilita la toma de decisión de compra o porque no nos da miedo comprarlos online ya que sabemos lo que compramos. Libros, Dvd’s, billetes de avión, reservas de hoteles, etc. entrarían dentro de esta categoría de productos. Sin embargo hay otros a los que les pasa lo contrario, es decir, son artículos cuya venta completa a través de Internet es difícil ya que son productos a los que a la gente les gusta probar antes de comprar, son productos/servicios a los que particulares o empresas les gusta que haya un contacto personal previo o son productos en los que influyen temas sensoriales como colores, tacto, gusto, olfato. Sofás, pisos, coches, etc. son productos más difíciles de vender completamente a través de Internet, por lo que en estos casos es aconsejable tener otros canales que complementen el canal online. Además deberíamos tener en cuenta factores logísticos en la venta de determinados productos, a los que, incluso vendiéndolos a un precio bajo, si después sumamos por ejemplo los gastos de envío, tal vez resulte más interesante a los clientes comprarlos directamente en tienda (salvo que alguna de las ventajas que comentamos sea más importante que pagar un sobreprecio por el producto). También debemos tener cuidado con la verosimilitud del inventario de productos online, ya que en algunos casos podemos estar haciendo que haya clientes que compren productos que ya no tenemos en stock, simplemente porque, por ejemplo, lo hemos vendido en la tienda y no se actualiza en Internet la disponibilidad del producto. Conclusión Estar hoy en día en Internet ya no es una opción, sino una necesidad. Sin embargo, tener un enfoque comercial a nuestra actividad en Internet todavía no está muy implantada en muchas empresas dentro de su estrategia online. Es por ello que deberíamos plantearnos qué pasos de nuestro Proceso Comercial podemos trasladar al entorno online en función de nuestros clientes, nuestros competidores, nuestros productos y los costes que podemos ahorrar al automatizar parte de la actividad comercial. Todavía queda mucho camino para poder realmente aprovechar todo el potencial de Internet para potenciar nuestras ventas. Empecemos a sacarle partido. Fuente: http://www.iniciativapymes.com/?p=620

Siguenos en Redes Sociales